Bodas de otoño/invierno: Ideas para sacarles el máximo partido | Laura Malingraux
Novia de Invierno

Bodas de otoño/invierno: Ideas para sacarles el máximo partido

¿Os casáis en Otoño-invierno, y cuesta conciliar una buena ambientación y decoración, y un atuendo adecuado; con el frío y el mal tiempo? Sigue leyendo, porque te desvelaremos algunas buenas ideas para elegantes novias de invierno, y para unas decoraciones dignas de un cuento de Navidad.  


1. CAPAS Y ESTOLAS: ELEGANCIA ATEMPORAL

Personalmente, ¡nos encantan! Añaden un toque extra de sofisticación, además de proteger del frío a cualquier novia o invitada de invierno que quiera conciliar elegancia y comodidad. Las capas largas, más llamativas, recomendamos dejarlas para las novias. Por otro lado, las estolas o chales de todos los tipos son un complemento idóneo para las invitadas y madrinas con más estilo. ¿Cuál va más contigo? Hay, como veis, infinitas posibilidades para looks de novia e invitada que abriguen sin perder un ápice de sofisticación. Si os decidís por hacer vuestro vestido a medida, podéis tener aquel que reúna todas vuestras características preferidas.

2. TOCADOS DE INVIERNO: SÍ PUEDES LLEVAR FLORES, PERO DE UNA FORMA ESPECÍFICA


¿Quién ha dicho que las flores sólo son para primavera-verano? Podéis llevar flores todo el año si sabéis cómo.

En invierno, mejor dar prioridad a colores menos livianos y más pesados visualmente, así como tejidos y texturas. Menos gasas, tonos pastel y flores de colores claros. Y más terciopelos, texturas de piel y pelo y flores en tonos otoñales, oscuros y fríos; normalmente acompañadas de detalles como rejillas. Los turbantes y los brillos toman más protagonismo en esta época del año.


3. ACCESORIOS ESTRELLA: LOS GUANTES.

Nada mejor para ir elegantes en una boda de otoño-invierno que el uso de guantes. Pueden ser de diferentes tipos, largos, cortos, con ribete de piel… Cada uno de ellos, el broche perfecto para un atuendo bien cuidado. Digamos que los guantes son a las bodas de invierno lo que los abanicos a las de verano.

4. DETALLES QUE MARCAN LA DIFERENCIA:

Para los enlaces en la época fría del año, nada mejor que pequeños toques de calidez. Colores que aporten profundidad, como el granate o los tonos tierra. Y una especial atención a la iluminación.

5. CUENTO DE INVIERNO:

Finalmente, para una celebración en la época invernal, una temática interesante puede ser “cuento de invierno”. Basada en el blanco, azul claro, y tonos grises y plateados. Con detalles que imiten la nieve, el hielo y el mágico encanto de los paisajes helados. Poniendo especial atención a una iluminación que acentúe el efecto mágico de esta decoración, puede convertirse en una muy buena idea para una fiesta de ensueño.

6. LOS COLORES: LA CLAVE.

Encontramos distintas tonalidades que son ideales para decorar una boda de otoño o invierno.  Por un lado, están los tonos ocre, tierra y burdeos. Por otro, plateados, blancos y azul apagado. Respectivamente, imitando los tonos que toma la naturaleza en cada temporada. ¿Con cuál os quedáis?

Todas las imágenes de este artículo han sido sacadas de www.pinterest.com y sus derechos pertenecen a sus respectivos autores. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *